diciembre 11, 2017

La Universitat de València pide reactivar “con urgencia” el Plan de la Huerta periurbana

Un estudio de la Universitat de València (UV) reclama a la Generalitat valenciana que active “con urgencia” el Plan de acción territorial de la huerta periurbana con “criterios de gobernanza y de consenso social”, que ayude a “revertir” su actual situación de decadencia.


Abogan por usar "criterios de gobernanza y de consenso social" para "revertir" la actual situación de decadencia de la huerta.

Abogan por usar “criterios de gobernanza y de consenso social” para “revertir” la actual situación de decadencia de la huerta.


Según informa la institución académica, el estudio sobre las huertas mediterráneas, realizado por el catedrático de la UV, Joan Romero, y Carme Melo, de la Hankuk University of Foreign Studies de Corea del Sur y publicado en “WIT Transactions on Ecology and The Environment”, aborda la planificación y la gestión de la agricultura periurbana y sus paisajes culturales.

Romero y Melo subrayan en su ensayo la “irresponsabilidad de las administraciones involucradas” en la preservación de estos territorios, ante la “ausencia de una planificación y gestión a escala autonómica y local”, y la “negligencia por el hecho de no crear mecanismos de coordinación a nivel metropolitano”.

Del mismo modo, alertan en el texto, que fue presentado a la VII Conferencia Internacional Sustainable Development and Planning celebrada en mayo en Estambul, sobre la reducción de actividad agrícola y la “inexistencia de una cultura territorial”.

Según estos estudiosos, el futuro de la huerta es “incierto” por la confluencia de varios procesos, entre ellos “la reducción de tierra cultivada, la contaminación, los planes de infraestructuras, el urbanismo disperso, la pérdida de rentabilidad, la baja renovación generacional de los agricultores y el abandono del patrimonio cultural”.

VOLUNTAD POLÍTICA

Con el fin de “revertir este proceso de decadencia” que sufren las huertas periurbanas, Romero considera “urgente” que el sector público se implique mediante políticas “efectivas, coherentes y sostenibles”, y se propicie una planificación a escala metropolitana. Ello requiere, añade, “la recuperación en la arena política y el desarrollo del Plan de acción territorial de la huerta -actualmente paralizado desde el Gobierno valenciano- en el ámbito autonómico y con el apoyo de los municipios afectados”.

Romero advierte asimismo que la protección de las huertas periurbanas también requiere incrementar la información al público, una nueva concepción del territorio, del agua y del paisaje, junto con una conciencia ciudadana mayor, ya que “es en este contexto cuando la idea de una agricultura multifuncional se convierte en relevante”.

Además, el futuro de las huertas, en opinión de Melo y Romero, también depende de una visión amplia y fuerte de la sociedad civil, que vean estos espacios genuinos como parte de su historia colectiva y, al mismo tiempo, “ser capaces de mirar hacia el pasado y hacia el futuro con respeto y sensibilidad, siendo responsables del paisaje y del territorio”. EFE

Posts relacionados